Miércoles, 18 de Octubre de 2017
Guias.Travel+en Google+ Guias.Travel
Estás aquí :
Guias.Travel > Blog > Aguas menores y males mayores para unas ruinas colosales
+20.000.000 usuarios ya han disfrutado nuestras guías

Aguas menores y males mayores para unas ruinas colosales

Sobre el Coliseo de Roma te puedo contar un montón de historias  que seguro que podrás encontrar en cualquier guía de turismo de Roma. Se ha escrito mucho y se seguirá escribiendo todavía más en el futuro, porque el conjunto es una pieza indispensable de cualquier visita en Roma y conocerlo con mayor o menor profundidad es clave para comprender el significado de la construcción y los de sus usos a lo largo del tiempo.

Pero yo te voy a contar algo del Coliseo de Roma que una vez me comentó un ingeniero de patrimonio de Roma que el público desconoce y que las guías no incluyen, que te podrá ayudar a entender el porqué de ese aspecto tan peculiar de su fachada – que a veces me parece descarnada- y el de los peligros que acechan a la construcción y hasta cual va a ser su futuro si no se ponen a ello quienes tienen que conservarlo para la posteridad.

Pero antes, te cuento en un párrafo largo algo de la historia del conjunto. Decir que es un anfiteatro del siglo I, que fue llamado de Flavio por la dinastía que lo construyó, que tenía cabida para 50.000 espectadores, que su nombre popular se debe a una escultura ‘colosal’ de bronce levantada a su vera (El Coloso de Nerón), que es una de las nuevas siete maravillas antiguas, que tras la desaparición de la civilización romana fue casa de vecinos de alquiler, cementerio y acogió una pequeña iglesia. Y entre tiempos y tiempos, su piedra fue empleada para construir algunos de los edificios nobles de Roma, porque salía más barato.

Un gran terremoto sucedido en 1349 hizo derrumbarse la fachada sur del Coliseo de Roma. Siempre se ha achacado a esta única causa, el desastre de que  haya desaparecido una parte importante de la estructura colosal.

Y a lo que iba, el Coliseo de Roma fue desmantelado por picapedreros, maestros de obra, señores con derechos, el gran terremoto y arquitectos. Decía un dicho antiguo que lo que no hicieron los bárbaros, lo hicieron los Barberini, en alusión a que esa familia deshizo el conjunto para levantar su palacio, el Palacio Barberini.

Pero lo que no se ve y es fundamental para comprender por qué se venido abajo una parte de la fachada es que bajo el lado sur del Coliseo de Roma discurría un pequeño río o barranco con agua que fluía en dirección al Tíber.

Para poder estabilizar el lugar se cerró el paso del barranco y se niveló el terreno. Sin embargo, nunca se contó con las necesidades de circulación del agua que siguió allí. Y es que el líquido elemento siguió filtrándose por el lugar por el que corría el desnivel original. El agua buscó la forma de seguir circulando por el mismo sitio que hoy estaría abierto si no fuera por la pavimentación levantada sobre ella.

El riachuelo, apenas una débil corriente de agua, es el motivo de que los terremotos encontraran fácil derribar la parte desaparecida del Coliseo de Roma, simplemente porque los gruesos muros estaban asentados sobre lo más parecido a tierras movedizas.

Además, en tiempos de Nerón, el mismo emperador incinerador levantó unos jardines con un estanque de agua bastante grande que contribuiría en el futuro a condicionar el subsuelo y a hacerlo más inestable.

Ahora ya sabes por qué le falta un trozo largo de la fachada al Coliseo, más allá de lo que se suele decir que fue como consecuencia de los terremotos. Si haces un agujero en el lado sureste –es un decir, claro-, encontrarás el agua culpable de un desastre para el que hay un único acusado en el banquillo, los seísmos históricos de Roma. Pero ya sabes que esa no es toda la historia.

Bueno, ya tienes un motivo más para visitar Roma, y más si te dejas guiar por los contenidos de un portal como el de Viajararoma.com que incluye excursiones en Roma y en el Coliseo incluso con el atractivo de saltarte las colas de visitantes, ¿qué te parece la idea? Pica en este enlace para saber cómo http://www.viajararoma.com/?page=monumentoscoliseo.php. Te vemos en Roma.

Aguas menores y males mayores para unas ruinas colosales.

Coliseo de Roma.

Coliseo de Roma.

Recursos para el Viaje:

Hoteles: http://www.guias.travel/ver/?city/it/rome.es.html
Vuelos: http://www.guias.travel/vuelos/
Tours y Actividades para hacer en Roma: http://www.guias.travel/ver-tours/?Roma/d511-ttd
Guía de Roma: http://www.viajararoma.com

Te gustará también leer:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *