Viernes, 26 de Mayo de 2017
Guias.Travel+en Google+ Guias.Travel
Estás aquí :
Guias.Travel > Blog > Potager des Princes de Chantilly, nobles aves de corral
+20.000.000 usuarios ya han disfrutado nuestras guías

Potager des Princes de Chantilly, nobles aves de corral

La necesidad de disponer de un suministro de fauna que cazar en las propiedades reales, obligó a los monarcas franceses y a los grandes nobles a criar a sus presas en sus propiedades.

No contentos con hacer simples criaderos, convirtieron los entornos de estos parajes rurales en grandes jardines con mucho estilo y a sus casas principales en pabellones de caza. Uno de esos criaderos tan artísticos es el Potager des Princes de Chantilly, un faisanario para criar faisanes como aves de corral y ponerlas a tiro.

Le Potager des Princes, o como también se le llama, el Parque Pheasant, es una gran zona ajardinada de Chantilly, un viejo parque del siglo XVII que está catalogado como monumento histórico desde 1975.

En 1862, el Gran Condé, un noble francés con grandeza real y propietario del lugar, construyó en el sitio un faisanario, un terreno en el que criar, ver y cazar faisanes con fines recreativos. Para completar el diseño del lugar contrató al arquitecto y paisajista André Le Nôtre para que diseñara el jardín.

El arquitecto dejó su huella original en el lugar llenando de estanques y terrazas la zona en un juego de perspectivas muy inteligente. En 1773, Louis-Joseph de Borbón convirtió el faisanario en un pabellón de estilo romano que denominó ‘Pabellón de Refresco’. En 1793, finalmente, el faisanario fue vendido al Estado francés que lo catalogó como bien nacional protegido aunque en la actualidad sigue siendo propiedad de una familia, los Chapard.

En el lugar fue creado a finales del siglo XIX la primera clínica veterinaria de caballos de Francia que sirvió de modelo para otras en una localidad, Chantilly, con larga fama en la cría de caballos y en la enseñanza y práctica de la equitación.

Después de la Revolución Francesa, los jardines situados alrededor del faisanario fueron destruidos y que se extendían hasta la ciudad de Chantilly. El parque de los faisanes permaneció olvidado durante años detrás de sus muros.

Fue en 1990 cuando, como consecuencia del proyecto de construcción de 58 viviendas en el lugar del parque, el promotor del cercano Museo Vivo del Caballo, Yves Bienamé, propuso proteger el viejo faisanario y su parque. En 1999, Bienamé consigue restaurar la zona ajardinada con la ayuda de un jardinero especializado, Serge Saje, que devuelve al lugar todo su encanto antiguo. Desde 2002, el Parque Faisán abre sus puertas al público como el Le Potager des Princes.

El Le Potager des Princes está considerado un parque de interés botánico, como una rosaleda, un animalario y un lugar de estatuas históricas. El parque histórico, tiene una superficie de dos hectáreas y media y está situado a entre 30 y 50 metros sobre el nivel del mar, su desnivel máximo dentro de la zona ajardinada es, por tanto, de unos 20 metros. Altura original suficiente para mover las aguas de los jardines por gravedad como sucedía en el siglo XVIII.

A Chantilly y a su Potager des Princes lo tienes muy cerca, puedes encontrarlos como parte de un tour en París en el portal Viajaraparis.com. Pica en el enlace para ver más detalles:

http://www.viajaraparis.com/ciudades-para-visitar-cercanas-a-paris/chantilly/ 

Potager des Princes, nobles aves de corral.

Parque de los Faisanes de Chantilly.

Parque de los Faisanes de Chantilly.

 

Te gustará también leer:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *