Martes, 23 de Mayo de 2017
Guias.Travel+en Google+ Guias.Travel
Estás aquí :
Guias.Travel > Blog > La Osmoteca de Versalles, un museo que te tocará las narices
+20.000.000 usuarios ya han disfrutado nuestras guías

La Osmoteca de Versalles, un museo que te tocará las narices

Versalles te ofrece un museo, una exposición única, que literalmente te tocará las narices. Se trata de la Osmoteca, una biblioteca de perfumes en la que podrás encontrar aromas históricos, perfumes de reinas y de emperadores, olores que te llevarán a un mundo de esencias.

La Osmoteca de Versalles es la única exposición almacén de perfumería del mundo. Fue fundada en 1990 por los perfumistas Jean Kerleo, Jean-Claude Ellena y de Guy Robert con la intención de convertir el espacio en un lugar en el que obtener autentificación, un registro, la conservación, la documentación y una reproducción de los principales perfumes del mundo de la manera en la que lo hace una biblioteca selecta con libros.

La creación del primer espacio para la conservación de perfumes fue una idea original de la Sociedad Francesa de Perfumistas en 1976 y de Jean Kerleo, perfumista de Jean Patou, con la intención de registrar y preservar la historia de la perfumería. La colección inicial de 1990 estaba constituida por 400 perfumes seleccionados, incluyendo los de las casas de perfumes Chanel, Guerlain y Lanvin.

Los perfumes de la Osmoteca de Versalles conservan la formulación original y en ella se puede encontrar aromas extraordinarios o realmente raros como el Chipre de François Coty, el agua extra de colonia Vieille de Jean-Marie Farina o el aroma del helecho real de Paul Parquet. En la Osmoteca de Versalles no faltan perfumes históricos como los de la reina Elizabeth de Polonia, el de Napoleón o los de Eugenia de Montijo.

Raras son también las recetas de perfumes descritas por el escritor Plinio El Viejo en el siglo I o las aguas de tocador medievales. Sin embargo, la mayor parte de las fragancias que se pueden ver en la Osmoteca de Versalles corresponden a los siglos XIX, XX y XXI.

La Osmoteca de Versalles colabora con exposiciones no permanentes y tematizadas con distintos museos de todo el mundo y edita su propia revista digital, además de realizar exposiciones regulares en sus propias instalaciones en las que destaca sus fondos.

La Osmoteca de Versalles cuenta con la documentación y los archivos más importantes del mundo en su género. Tiene en la actualidad más de 3.000 fragancias que se conservan a temperaturas constantes bajo una atmósfera de gas argón. La Osmoteca de Versalles se sostiene económicamente con las visitas del público a sus instalaciones pero también con el aporte de la industria del perfume francesa.

En sus salas se puede ver diferentes materiales e instrumentos utilizados en perfumería en todos los tiempos. Muchos de esos perfumes antiguos son irreproducibles porque algunas de sus materias constituyentes no están disponibles en nuestro mundo moderno. Una biblioteca especializada respalda la curiosidad de los visitantes y las necesidades de información de los investigadores.

¿Te animas a ver la Osmoteca de Versalles? Lo tienes fácil con la extensión de un tour en París como el que te propone el portal Viajaraparis.com. Fíjate bien, excursiones de un solo día en los alrededores de París.

http://www.viajaraparis.com/ciudades-para-visitar-cercanas-a-paris/versalles/ 

Osmoteca de Versalles.

Osmoteca de Versalles.

Te gustará también leer:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *